Análisis de Crash Team Racing Nitro-Fueled | Videojuegos,Análisis,Noticias

Crash Team Racing Nitro-Fueled

Análisis para Nintendo Switch

El regreso de un clásico

Al comienzo de la generación de los 128 bits Sony comenzaba a dar sus primeros pasos en el competitivo mundo de las consolas domésticas. Su “pequeña” PSX aterrizaba en los hogares de miles de jugones dispuesta a plantar batalla a las otras dos consolas que “reinaban” en ese momento. Para atraer al mayor número de jugadores a su plataforma Sony era consciente de que necesitaba un personaje que se identificara inmediatamente con su plataforma. El rechoncho fontanero y el erizo azul eran la prueba viviente de que tener una mascota era una estrategia de marketing más que rentable. Al no tener estudios propios fue Activision la que, a través de una joven Nauhgty Dog, proporcionó si bien no una mascota oficial, si un personaje icónico con el que identificar la gris de Sony, estamos hablando de Crash Bandicoot. Como era de esperar la idea funcionó como se esperaba y este loco marsupial se convirtió en todo un reclamo vende consolas. Tal fue la fama que alcanzaron sus juegos que hace poco Activision, propietaria de la IP, ha remasterizado los 3 títulos que se lanzaron para PSX y hace unas semanas ha lanzado Crash Team Racing Nitro-Fueled, el título que hoy analizamos.

Curva derecha ras

Para todo aquel que desconozca, cosa que dudamos, qué fue eso de Crash Team Racing solo decir que fue, y es, un exigente juego de carreras de karts donde los protagonistas de la trilogía original de Nauhgty Dog compiten en loquísimas carreras de karts a través de enrevesados circuitos creados expresamente para desafiar la habilidad, y la cordura, de los jugadores. Como buen estudiante avanzado Crash Team Racing tomó buena nota de todas las bondades de los geniales juegos de la saga Mario Kart y siguió a pies juntillas el “A, B, C” de cómo crear un juego de conducción ultra divertido y desquiciadamente desafiante. 

Crash Bandicoot vuelve a la vida dispuesto a dar mucha guerra.
Crash Bandicoot vuelve a la carga dispuesto a dar mucha guerra.

Pero Nauhgty Dog, con Jason Rubin a la cabeza, no quería que su nuevo juego fuera un mero clon de la saga de karts de Nintendo. Por eso añadieron una serie de mejoras a su título que lo diferenciaba bastante de su competidor más directo, el fabuloso  Mario Kart 64. La primera de todas fue la inclusión de un modo historia, donde recorreremos una serie de “mundos” en los que tendremos que ir superando distintos circuitos, quedando siempre en primer lugar, y teniendo que superar a un Final Boss para poder pasar al siguiente mundo. La otra gran inclusión fue su novedoso sistema de derrape doble, según el cual, mientras trazábamos una curva derrapando éramos capaces de ir cargando una serie de turbos que nos daban ese empujón extra de potencia, podíamos cargar hasta 3 de estos “Superderrapes”, que podían marcar la diferencia a la hora de salir de una curva dejando atrás a los contrincantes. Por supuesto no faltan a la cita las típicas cajas con los más locos objetos para hacer la puñeta al resto de corredores como los misiles guiados, las cajas de TNT o la máscara Aku. Estos elementos hicieron de “Crash Team Racing” uno de los mejores juegos de carreras de la generación de los 32 bits. Y como no podía ser de otro modo todos estos elementos están presentes hoy en este remake. Ya que los chicos de Beenox, encargados de este remake, no son tontos y no han querido dárselas de artistas arreglando un juguete que no estaba roto ya que solo se han encargado de actualizar su apartado gráfico y han mantenido “casi” intacto el esquema clásico del juego original. 

Circuitos imposibles, superderrapes e items loquisimos se vuelven a dar cita en Crash Team Racing Nitro-Fueled
Circuitos imposibles, superderrapes e items loquisimos se vuelven a dar cita en Crash Team Racing Nitro-Fueled

Así pues todo lo que hacía de “CTR” un titulo ultra divertido está presente. Carreras para ganar el trofeo, los desafíos CTR, las competiciones por reliquias, las batallas….y por supuesto también se le añade un multijugador a pantalla partida, su falta sería incomprensible, de hasta 4 jugadores con modos de juego tan diversos entre los que destacan, entre otros, “lucha limite”, “captura la bandera” o una especie de battle royale llamado “ultimo kart” y el online con un sistema de competición por temporadas que augura una larga vida al título.  Pero si todo esto os pareciera poco se han incluido todos los circuitos que hemos podido ver en las diferentes “secuelas”, por llamarlas de algún modo, del clásico. Así pues podremos correr los trazados más icónicos de Crash Nitro Kart, el desconocido juego de Ngage, y otros contenidos de Crash Tag Team Racing, reconstruidos para la ocasión. Todos ellos juntos aportan al juego más de 30 circuitos que, pese a su imagen infantil, son tan o más exigentes como cualquiera de los circuitos presentes en cualquier otro juego de conducción “serio”. 

En este remake disfrutaremos de los circuitos del Crash Team Racing clásico así como los de otros títulos menos conocidos.
En este remake disfrutaremos de los circuitos del Crash Team Racing clásico así como los de otros títulos menos conocidos.

No quiero dejar el apartado de la jugabilidad de este análisis de Crash Team Racing Nitro Fueled sin anotar las nuevas aportaciones de este remake. Beenox ha añadido dos posibles modos de jugar: El modo “Clásico” o el “Nitro-Fueled”. En el primero tendremos la experiencia original “prácticamente” intacta, es decir, elegiremos a nuestro personajes, de entre los 25 disponibles, y jugaremos con el de principio a fin sin posibilidad alguna de modificación. En el modo “Nitro-Fueled” tendremos una experiencia, por llamarla de algún modo, más libre. Podremos cambiar a nuestro personaje durante la partida, modificar el nivel de dificultad del juego o personalizar nuestro kart. Esto último es algo meramente estético ya que todos los objetos que vamos desbloqueando con nuestras victorias (carrocerías, pintura, ruedas, pegatinas…) serán algo totalmente decorativo, esto es una pena ya que si estos artículos hubiese influido en la conducción de nuestro kart podría haber dado un plus de profundidad e interés a este apartado. 

En Crash Team Racing Nitro-Fueled podremos elegir entre 25 personajes
En Crash Team Racing Nitro-Fueled podremos elegir entre 25 personajes

Misma diversión, mayor resolución

Como ya hemos dicho en este análisis donde Beenox sí que ha metido mano, ha sido en el apartado gráfico. Podemos decir que estamos ante uno de los juegos más coloridos y bonitos que podemos disfrutar en Nintendo Switch, versión en la que se ha jugado a Crash Team Racing para este análisis, y que poco o nada tiene que envidiar a la del resto de consolas. Los circuitos se han readaptado muy bien y lucen estupendamente. Playas, montañas heladas, templos aztecas… todos los circuitos son igual de llamativos, llenos de color y con miles de detalles llenando los decorados. Pero si hay algo donde destaca esta nuevo remake es en los personajes. Los modelados de los 25 pilotos son poco menos que soberbios. Crash, Cortex, Coco y toda la tropa de amigos, y no tanto, del amigo Bandicoot están rediseñados con muchísimo detalle y con máximo respeto al juego clásico y todo animado con una fluidez igual de buena dando al conjunto un acabado imposible de mejorar. Es inevitable dar un sobresaliente al diseño artístico de esta remasterización de Crash Team Racing. 

El apartado sonoro esta casi al mismo nivel que el visual. Los remixes de los temas clásicos sonarán mientras corremos por los circuitos y los efectos de sonido diríamos que son prácticamente los mismos. Por supuesto el juego vuelve a llegar completamente localizado al castellano. 

El acabado gráfico de Crash Team Racing Nitro-Fueled roza el sobresaliente.
El acabado gráfico de Crash Team Racing Nitro-Fueled roza el sobresaliente.

Pero no es oro todo lo que reluce en este Crash Team Racing y hemos encontrado algunos puntos negros que alejan al juego de notas más altas. El primero de ellos, y el más desesperante para nosotros, es la diferencia entre los niveles de dificultad. En fácil el juego es un paseo, tanto que en más de una ocasión casi doblaremos a alguno de los corredores pero si lo colocamos en nivel normal el resto de oponentes se convierten en clones de Michael Schumacher a los mandos de unos Ferraris ultra vitaminados. El cambio es brutal… no fallan, cogen los mejores ítems y encima corren más que tu. En el modo difícil ya te puedes olvidar de tu habilidad por que la IA enemiga es prácticamente invencible, se depende más del factor suerte que de tu pericia. Otro punto a mejorar son los tiempos de carga cada vez que entramos o salimos de un circuito, son excesivamente largos y no exageramos si decimos que en algunos de ellos casi roza el minuto. Existen algún que otro problema a mencionar como por ejemplo el pésimo rendimiento de las partidas online donde el rey de la pista no es ningun piloto si no el “lag”que sufrimos jugando… pero esto es algo que viene siendo norma en los juegos de Nintendo con lo cual un servidor ya no sabe si es cosa de Nintendo o de Activision.

El juego corre a 30fps tanto en Nintendo Switch como en el resto de consolas.
El juego corre a 30fps tanto en Nintendo Switch como en el resto de consolas.

En el podium

Negar que Crash Team Racing  Nitro Fueled es un gran juego de carreras es simplemente una tontería. Pero mentiríamos si no dijéramos que es una lástima que no se hubieran cuidado ciertos detalles para que este remake/remaster/whatever estuviera a la altura del clásico. No obstante estamos ante un juego lleno de calificativos positivos. Divertido, rejugable, vistoso, entretenido, un diseño de niveles genial, unas mecánicas tan exigentes como satisfactorias, con una montaña de contenido y cosas por hacer… todos estos apelativos convierten a Crash Team Racing Nitro Fueled en un digno “sucesor” del juego original y compra obligada para los amantes de los juegos de carreras, tanto si jugaron al clásico de PSX como si no. 

 

 

 

 

Crash Team Racing Nitro-Fueled

8

Historia

5.0/10

Jugabilidad

8.5/10

Diseño Artístico

9.5/10

Diseño de Sonido

9.0/10

A Favor

  • Su sobresaliente diseño artistico.
  • Conserva intacta la esencia del clásico.
  • Un motón de contenido que asegura cientos de horas de juego.

En Contra

  • Dificultad irregular.
  • IA enemiga.

También te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies