What Remains of Edith Finch. Una obra maestra – No es Pais para Frikis

What Remains of Edith Finch. Una obra maestra

[google-translator]

Análisis Ps4
[…] Y es mediante un salto como hay que
romper el círculo mágico de la atención a
la vida para entregarse al recuerdo en una
especie de estado de sueño.
En la historia, la memoria y el olvido.
En la memoria y el olvido, la vida.
Pero escribir la vida es otra historia.
Inconclusión.
La memoria, la historia, el olvido, Paul Ricouer

Si alguna obra es capaz de hablar de tú a tú al olvido, a la ausencia, esa es, sin duda, What Remains of Edith Finch, la nueva obra de Giant Sparrow, un pequeño estudio que se muestra como uno de los más grandes exponentes de los videojuegos indies: no tengo ninguna duda que estamos antes una de las obras más importantes del año pasado. No en presupuesto ni en tamaño, pero sí por todo lo que explica y de las nuevas posibilidades que abre a un medio que hace tiempo que ha dejado atrás el miedo a experimentar otras maneras de narrar. Nuevos caminos que recorremos junto a la protagonista de esta íntima aventura: una historia que recorre varias décadas del siglo XX y que se nos narra desde múltiples puntos de vista pero desde la única voz de Edith.

Adoptando los ropajes del realismo mágico, y con claras resonancias a la obra Gabriel García Márquez, en concreto a Cien años de soledad, Giant Sparrow nos narra la trágica historia de los Finch, una familia que padece una extraña maldición que provoca que todos su miembros mueran en extrañas circunstancias: Edith volverá al hogar del que se marchó años atrás y comenzará a recordar a cada uno de los familiares que han fallecido. Hablar de la muerte, de la ausencia, no es un tema fácil ni agradable, pero Ian Dallas, el director de este proyecto, ha dado con la tecla perfecta: ha sabido crear una ambientación equilibrada, donde la melancolía convive con el humor, la fantasía con la tragedia y el drama con la cotidianeidad. Os puedo prometer que sonreiréis tanto como dejaréis caer alguna que otra lágrima (e incluso ambas, como demuestras la muerte de Gregory, uno de los episodes cumbres de What remains…). Dallas ha sabido compensar el dramatismo de su obra gracias a ese realismo mágico que envuelve cada uno de sus episodios.También, en gran medida, por las dinámicas que comportan cada recuerdo: diferentes mecánicas que inundan al juego con propuestas absolutamente magistrales.

Noticias-Analisis-Noespaisparafrikis, What-Remains-of-Edith-Finch-4, análisis, entrevistas, videojuegos, cómics, series, cine y mucho más - PS4, Switch, Xbox, Pc

Pero nada de esto sería posible sin el otro gran protagonista de What remains…: el gran pilar que sostiene toda esta obra es la casa, el hogar. Porque aquí la memoria se habita, se construye, se transita paso a paso, habitación tras habitación; y ese edificio extraño, de arquitectura imposible y que esconde, dentro de sí, una miríada de mundos y tiempos no es más, ni menos, que un viaje en el tiempo. Su verticalidad es, sin duda, un claro indicio del tiempo transcurrido pues no olvidemos que tras cada fallecimiento la habitación del difunto se cierra para siempre, obligando a construir nuevos espacios a sus habitantes: siempre hacia arriba, como una improbable Torre de Babel, un zigurat que mezcla tantos ambientes como personas han habitado en él.

El símil no es baladí: otra de las claras referencias que existen en este videojuego es la obra de Jorge Luis Borges, y no solo porque su nombre aparezca entre los libros que apuntalan las estancias. Lo es, sobre todo, por esa idea se transpira en cada estancia: el hogar de los Finch es una infinita Biblioteca de Babel, que, como en el cuento de Borges, contiene todo el universo; o más bien, la Biblioteca es el Universo. La casa está construida de historias, narraciones que contienen todo el universo de la familia Finch, por eso en este edificio está envuelto por libros cuya presencia es omnipresente. El poder de la ficción, el poder de los libros, sostiene el peso de la memoria.

Noticias-Analisis-Noespaisparafrikis, What-Remains-of-Edith-Finch-4, análisis, entrevistas, videojuegos, cómics, series, cine y mucho más - PS4, Switch, Xbox, Pc

Pero también es la prueba de la imposibilidad de retener todos los detalles, todos los detalles que han compuesto esas vidas que se han ido: el temor de ese protagonista del borgesiano cuento de El Aleph (libro presente en repetidas ocasiones en la casa de los Finch), el miedo a ser incapaz de poder expresar, en palabras, lo visto y vivido. En definitiva, el temor al olvido, esa figura que borra y anula lo que una vez existió: la desaparición de la memoria. Por eso en What remains of Edith Finch es tan importante el momento en el que descubrimos cada habitación, la impresión que nos provoca: la profusión de detalles, la decoración con la que se nos explica la personalidad de cada uno de sus habitantes. Todo ello nos deja anonadados, incapaces de identificar ni reconocer, pues hemos olvidado quiénes habitaban esos espacios. Pero tras econtrar ese objeto que, a la manera proustiana, nos llevará a revivir los últimos instantes de cada uno de los propietarios de esas habitaciones,  seremos capaces de recordar y ver, con otros ojos, ese pequeño cubículo que nos envuelve. Un mismo espacio, pues, con múltiples lecturas.

Y es que What remains of Edith Finch es también una reflexión sobre el tiempo: pasado y presente se entremezclan y superponen, haciendo imposible separar a uno del otro, dos notas de una misma melodia. Y el ritmo lo marca nuestro deambular, nuestro caminar: sí, aquí no podremos correr, sólo caminar. Porque correr habría supuesto romper la melodía con la que está orquestada la obra. Es una sinfonía que se ha de deleitar lentamente, sin prisas, pulsando cada nota con precisión. A todo esto lo acompaña una banda sonora que pone la guinda: Jeff Ruso ha compuesto una serie de melodías absolutamente maravillosas e inolvidables que apuntalan los momentos más emotivos de este videojuego.

Noticias-Analisis-Noespaisparafrikis, What-Remains-of-Edith-Finch-4, análisis, entrevistas, videojuegos, cómics, series, cine y mucho más - PS4, Switch, Xbox, Pc

He comentado que uno de los grandes temas de esta obra es la muerte, quizás el núcleo alrededor del que orbitan tanto la memoria como el olvido. Pero no puedo cerrar este escrito sin mencionar el otro gran tema que está presente, quizás de manera más subrepticia e indirecta: el perdón. La liberación, el reencuentro con el olvido: las puertas se abren y tras ellas se nos aparecen los fantasmas de la memoria.  La vida, parece decirnos la nueva obra de Giant Sparrow, es un tira y afloja entre el ahora y los recuerdos, en el que siempre está presente la muerte: What remains of Edith Finch es un memento mori precioso, melancólico, poético y mágico, en el que la vida nos parece un sueño del que estamos a punto de despertar.

 

10

Historia

10.0 /10

Jugabilidad

10.0 /10

Diseño Artístico

10.0 /10

Diseño de Sonido

10.0 /10

A Favor

  • La personalidad de cada uno de los miembros de la familia.
  • Mecanicas variadas y originales
  • Su narración pausada y poética.

En Contra

  • Nada.

You May Also Like

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies