Alien Isolation… digno, muy digno.

“Informe final de la nave comercial Nostromo. Informa el Tercer Oficial. Los demás miembros de la tripulación, Kane, Lambert, Parker, Brett, Ash, y el Capitán  Dallas, han muerto. La nave y el cargamento han sido destruidos. Debería llegar a la frontera dentro de seis semanas. Con un poco de suerte, las patrullas podrán recogerme. Ha informado Ripley, última superviviente del Nostromo. Fin del informe”.

Esto es lo primero que escuchamos  cuando pulsamos “empezar juego” en nuestras consolas, mientras se va formando poco a poco las letras del titulo del juego. A los no iniciados en el mundo del Xenomorfo le traerán sin cuidado, eso sin duda, pero es igual de cierto que a los fans de Alien el octavo pasajero mientras van resonando esas palabras en nuestros televisores un escalofrió recorrerá nuestra espina dorsal haciendo que el pelo de nuestros brazos se erice y una extraña sensación, a medio camino entre el placer y el miedo, invada nuestro cuerpo.

Y es que queridos lectores Creative Asembly, de la manita de SEGA, han creado el que es a todas luces y sin duda ninguna es EL MEJOR JUEGO DE ALIEN hasta la fecha (así, con mayúsculas para que se vea bien). Es más, me atrevería a decir que es el mejor producto de Alien desde que James Cameron nos trajera la segunda entrega de la saga y estoy bastante seguro que mucha gente estará de acuerdo con esta afirmación.

Los buenos chicos de Creative han desarrollado un juego que intenta ser lo más fiel posible a la película del señor Scott. Tan fieles quieren ser que, abandonando el terreno en el que habitualmente trabajan, se atreven a crear un survival horror en primera persona que se olvida, casi por completo, de la acción y las prisas centrándose más en la exploración, la paciencia y el sigilo. Y solo puedo decir que: ¡¡¡Ole sus cojones!!!.

Han conseguido dar con la formula de la Coca-cola. Es difícil dar con un juego, y al igual que pasa hoy día en el cine, que te haga sufrir, sudar, que el nivel de ansiedad y angustia que soportas se eleve a niveles prácticamente insostenibles y que la sensación de miedo a lo que pueda haber tras la esquina te haga apagar la consola. La expresión “salir el corazón por la boca” es algo que te sucederá mas veces de las deseadas y da un nuevo significado a la expresión “cagarse de miedo”.

Durante los primeros compases del juego no te enfrentaras al Alien, solo tendrás que llevar cuidado de humanos y androides cuya inteligencia artificial es simplemente cumplidora y no nos meterán en demasiados aprietos, pero cuando el xenomorfo hace acto de presencia ya nos  podemos echar las manos a la cabeza. Su inteligencia está bastante lograda, no repetirá un recorrido dos veces y la aleatoriedad de su comportamiento nos dará mas de un quebradero de cabeza. A esto hay que sumarle que no puede morir, bueno no es que no pueda, más bien es que no somos un marine espacial y no vamos armados para tal cometido. Las armas que vamos recogiendo solo serán útiles para quitarnos de en medio a los humanos y algún que otro androide pero cuando se trata de nuestro negro amigo usaremos nuestro inventario para crear distracciones que llamen su atención hacia otro lugar, preferiblemente donde no estemos nosotros. Cuando aparece el único arma que puede hacerlo retroceder, que es el lanzallamas, la verdad es que si le hemos cogido el gusto a esto de escondernos y pasar miedo a lo tonto lo usaremos en contadas ocasiones.

El diseño de escenarios y niveles esta cuidado a niveles insospechados, se nota que esta hecho por fans  para fans. Ordenadores, pantallas de tubo, compuertas y demás tecnología ochentera están reproducidos con cariño y mimo pudiendo encontrar mil guiños al universo del que bebe el juego. Gráficamente no es que el juego sea un portento, pero es que realmente no lo necesita, juegan constantemente con las luces, las sombras, el vapor de los conductos todo a su servicio para darte la sensación de claustrofobia y de angustia que te acompañara durante todo el juego como por ejemplo esa cosa con forma sospechosamente familiar y que intentas evitar dando un rodeo extremando las precauciones y que cuando te acercas te das cuenta que es solo una tubería o esa bombilla que al moverse hace bailar las sombras de  los objetos de su alrededor. Pero cuando tienen que mostrar explosiones, fuego, cosas volando lo muestran sin problema y lo resuelven de forma brillante a la par que espectacular, pero esto ocurre en contadas ocasiones.

El nivel sonoro esta al mismo nivel que el arte del juego, raya la perfección. El sonido de puertas abriéndose o cerrándose a nuestro paso, nuestras pisadas, las de los enemigos, sonidos que provienen de otras habitaciones….todo esta pensado para que se nos ponga la piel de gallina y para que estemos en constante tensión. Para la banda sonora Creative Asembly regrabo los temas originales de la película y el resultado es maravilloso, está solo suena cuando tiene que sonar, el resto del tiempo solo nos acompañara el sonido de nuestro detector de movimiento y el constante crujir de la Sebastopol, la inmersión en el juego es brutal. El doblaje también está a la altura con un acabado fantástico y contando con voces como la de María Luisa Sola (voz habitual de Sigourney Weaver).

El guión, como no puede ser de otra forma, está a la altura. Coge detalles de aquí y de allí dentro del universo de la saga y arma una historia que te mantiene enganchado durante las 16/20 horas que te puede durar el juego. Todos los personajes tienen su trasfondo, están bien creados, sus motivaciones y miedos son creíbles y la trama va ganando peso conforme avanzan las horas. También ayuda los diversos ordenadores y grabadores de audio que van ampliando el “lore” del juego  y nos cuentan cómo era la vida en la estación espacial antes de la llegada de este invitado indeseado.

Como aspectos negativos hay que señalar que, como ya se ha dicho, los gráficos no están a la altura de esta generación y es cierto que el último acto lo alargan innecesariamente y que un par de horas menos en su duración le habrían venido muy bien pues al final puede llegar a dar esa sensación de repetición de mecánicas que tan poco nos gusta. Otra cosa que se le podría achacar es que al ser un juego tan especial, donde las sensaciones están a flor de piel, el jugarlo por segunda vez pierde toda la magia, ya sabemos lo que va a pasar y, como en una buena película de miedo, no volveremos a tener las mismas sensaciones que la primera vez que la vimos.

Un gran juego, sin duda digno de estar en tu estantería de blue-ray justo entre la peli de Alien el octavo pasajero y la de Aliens el regreso. No lo dudéis e hincarle el diente por que no os arrepentiréis de ello.

You May Also Like

2 thoughts on “Alien Isolation… digno, muy digno.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

Translate »